Jaulas especiales para las ninfas

Las ninfas son aves muy tranquilas y sociables por lo que se han convertido en mascotas muy populares. No necesitan de muchos cuidados pero si deben tener una jaula espaciosa para que puedan movilizarse y abrir sus alas. Es importante ofrecerles agua fresca todos los días y una alimentación balanceada con frutas y algunas hortalizas. Jaulas especiales para las ninfas Las ninfas son aves que se han puesto muy de moda como mascotas. Son oriundas de Australia pero ahora pueden verse en cualquier hogar del mundo. Muchos creen que estas aves solo necesitan de una jaula y un poco de agua y comida, pero es bueno conocer sobre las condiciones específicas que debemos respetar para que se mantengan saludables.

Resultan ser las mascotas aladas preferidas por la mayoría porque son silenciosas, y fáciles de cuidar. Son dueñas de unas largas y elegantes plumas entre su cola y su cresta que pueden mostrarse en muchos colores. Para poder diferenciar los machos de las hembras, informan los expertos que aquellas con colores más claros son las hembras, mientras que los más oscuros son machos.

Como se han convertido en mascotas populares, se pueden encontrar muchas jaulas para ellas, pero lo mejor es conseguir una jaula amplia, ya que las ninfas pueden medir hasta 30 centímetros y deben mover sus alas con comodidad.

También son muy sociables por lo que pueden compartir el espacio con otros pájaros. Si se tiene parejas de ninfas, no debemos creer que van enfrentarse  por otra cosa que no sea el espacio, y lo mejor que para cada pareja haya un metro por un metro.

Debe haber también, varias barras para que puedan saltar y movilizarse. Otro detalle que dan los especialistas en el tema, es que las jaulas no deben ser redondas porque les crea ansiedad.

Ahora si uno quiere hacerle su propia jaula, se recomienda añadir algunos detalles en madera como ramas para que puedan apoyarse. Las ninfas ponen entre cuatro y siete huevos, llegando en algunos casos a poner una docena, por eso la jaula debe tener el volumen adecuado, porque aumentará considerablemente. Lo bueno es que las crías no salen de la jaula hasta pasados los tres meses de vida.

La pajarera debe estar siempre limpia, sobre todo si se tienen varios pájaros. La época de reproducción se da entre los meses de primavera y verano, pero en toda temporada deben ser bien alimentadas.

Ente sus alimentos preferidos se encuentran las frutas como manzanas, peras y plátanos; de entre las hortalizas sus favoritas son las zanahorias, la lechuga y las ramas de perejil, pero en porciones pequeñas para que no les causen daños.

De igual forma no debe faltarles agua y debe ser cambiada todos los días. Podemos agregar a su dieta alpiste, avena y algunos piensos especiales para ninfas que se encuentran en las tiendas de mascotas.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Blue Captcha Image Refrescar

*